11Mar

En muchas plantas industriales ya se han introducido tecnologías digitales para renovar la manera en la que se trabaja cambiando el proceso de producción

Este concepto relativamente nuevo hace referencia a la Cuarta Revolución Industrial y se ha convertido en una pieza indispensable durante todo el desarrollo industrial y la planificación de la producción industrial. La industria 4.0 pretende digitalizar todos los procesos que existen dentro de la producción para, así, aumentar la eficiencia, calidad y también la seguridad.

En muchas plantas industriales ya se han introducido tecnologías digitales para renovar la manera en la que se trabaja cambiando el proceso de producción durante la fabricación de productos, el suministro de los mismos y las propias expectativas de los clientes.

Son cuatro las razones básicas que avalan la parte positiva de esta digitalización industrial:

  1. Información. La información digital es capaz de mejorar pronósticos y decisiones gracias a todos los datos que se pueden llegar a recoger, procesar y analizar.
  2. Procesos automatizados. Los sistemas que sustituyen todo el trabajo manual son capaces de trabajar de manera autónoma, por lo que se abaratan los procesos y se reducen los errores durante el proceso.
  3. Fabricación. La fabricación inteligente consta de un proceso constante que es capaz de sincronizar todas sus fases como son: pre-producción, producción y post-producción. De esta manera se consigue una mayor productividad, sostenibilidad y rendimiento.
  4. Cliente informado. Cada vez es más frecuente ver que el cliente está mejor informado y quiere estar más presente durante el proceso de fabricación generando oportunidades para el negocio pero también presentando sus diferencias al proveedor. Por lo que hay que tomarlo en cuenta

¿Qué tecnologías son clave para la Industria 4.0?

Esta industria se basa en unas tecnologías que están en constante evolución y desarrollo por lo que la transformación de distintos sectores como la energía y la fabricación es cada vez más fácil. En esta cadena tecnológica, el producto está siempre conectado a una base integrada.

Las claves que sostienen la Industria 4.0 son:

  • Internet de las Cosas o, su nombre en inglés, Internet of Things: no sólo los ordenadores se conectan a la red, también están conectadas máquinas, dispositivos y otros objetos tecnológicos que revelan información para poder analizarla después.
  • Inteligencia Artificial: Tanto la IA como la robótica más avanzada han sido creadas como máquinas para automatizar decisiones y tareas emulando el procedimiento lógico que podría seguir una persona.
  • Comunicación Machine to Machine o M2M: La tecnología también ayuda a que las máquinas se puedan comunicar entre ellas para intercambiar datos e información así pueden llegar a ser más eficientes sin la ayuda de las personas.
  • Big Data: Esto es un análisis de datos pero a lo grande. La información obtenida es procesada y almacenada teniendo en cuenta las necesidades de las distintas empresas que han solicitado estos datos.
  • MES: Este es un sistema que se utiliza para documentar y capturar todos los datos que se extraen de la producción además de la calidad, logística y planificación. Lo que busca son datos que puedan desarrollar una manera de actuar más predictiva y autónoma.

 

Abrir chat
1
¿Necesitas Ayuda?
Factory
Hola
¿En que podemos ayudarte?